Suscríbase

El Espejo de Argentina y el Mundo

Año XX - Nº 218 (Segunda época)
Noviembre 2014

7 de noviembre de 2014

La verdad de Venezuela, Latinoamérica y el Caribe

Victoria en la ONU y reafirmación del Alba



Venezuela ingresa al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas para el aсo 2015 con el respaldo de 181 votos, dos en contra y 10 abstenciones. Una victoria política de proporciones, cuando Estados Unidos mueve su maquinaria mediática para mostrar un país aislado y desprestigiado ante el mundo. Las verdaderas relaciones de fuerzas en la geopolítica planetaria quedan a la vista en esa votación: es el imperialismo quien está desprestigiado, debilitado y aislado. Pero no queda allí el desempeño internacional del gobierno revolucionario. En celebración del dйcimo aniversario de la creación del Alba (Alianza Bolivariana para nuestra América), los mandatarios reunidos en La Habana reafirmaron el papel estratégico de esta instancia anticapitalista regional y combinaron un plan de acción contra la epidemia de йbola que pone ante los ojos de la humanidad la diferencia entre la política imperial frente a una emergencia sanitaria de esta magnitud y la conducta de quienes enarbolan las banderas del socialismo del siglo XXI. La Declaración Final de la cumbre del Alba prestó caluroso apoyo a “las brigadas mйdicas voluntarias especializadas en el enfrentamiento a desastres y grandes epidemias, del Contingente ‘Henry Reeve’ de la República de Cuba” ya trabajando en países de África. Y se propone “contribuir con personal de salud altamente calificado para que se sumen a los esfuerzos de este Contingente en tareas que sean requeridas en la región latinoamericana y caribeсa”, además de “continuar colaborando con los países de África afectados por la epidemia”.

Derrota de la transnacional Exxon Mobil

En completa derrota para la Exxon Mobil terminó el litigio de Pdvsa y el gobierno revolucionario de Venezuea en defensa de su soberanía. El monto total de la compensación determinado por el tribunal arbitral por los antiguos Proyectos Cerro Negro y La Ceiba es de 1.591 millones de dólares, monto que no guarda relación alguna con las pretensiones irrazonables de Exxon Mobil en este caso, que ascendían a alrededor de 20 mil millones de dólares.

Durante los últimos siete años la transnacional petrolera intentó doblegar la soberanía de la República Bolivariana de Venezuela. Exxon impugnó la nacionalización de la Faja Petrolífera del Orinoco y la extinción de los convenios de asociación firmados por Pdvsa durante la apertura petrolera de los años 1990, acciones lideradas por el fallecido presidente Hugo Chávez en el marco de la Política de Plena Soberanía Petrolera.

Este ataque comenzó con un intento por poner de rodillas a Pdvsa mediante un abusivo proceso que sólo puede ser calificado de “terrorismo judicial”, cuando Exxon Mobil obtuvo de una corte en Londres una orden de congelamiento de activos de Pdvsa con alcance mundial.

La petrolera transnacional afirmó que Pdvsa le debía 12 mil millones de dólares por la nacionalización del Proyecto Cerro Negro y por ello necesitaba protección de la corte en Londres. La firme defensa de Pdvsa tuvo éxito en derrotar esta maniobra abusiva de Exxon Mobil, demostrando que sus acciones fueron totalmente infundadas. A principios del año 2012, Exxon Mobil trató de restarle importancia al éxito de Pdvsa e informó que su reclamo principal seguía siendo de miles de millones de dólares ahora en contra del Estado venezolano ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (Ciadi). A tal efecto, la transnacional utilizó el cuestionado organismo de arbitraje, el cual se ha prestado muchas veces para agredir la soberanía de Estados e imponer indemnizaciones punitivas a diferentes países a fin de inhibirlos en el ejercicio de su soberanía permanente sobre la explotación de sus recursos naturales.

Este mismo sistema ha rechazado las pretensiones exageradas de Exxon Mobil. El tribunal arbitral del Ciadi acaba de emitir su laudo definitivo en el caso, que pone fin a las especulaciones infundadas durante varios años de que la República tendría que pagar una indemnización de miles de millones de dólares a Exxon Mobil y confirmando que el nivel de compensación buscado por la petrolera a raíz de la nacionalización siempre ha sido exorbitante y completamente injustificado, tal como la república  venezolana ha dejado claro desde el principio del litigio en 2007.

Las absurdas cantidades reclamadas por transnacionales como Exxon Mobil y Conoco, si fueran tomadas en serio por tribunales arbitrales, podrían resultar en la destrucción de la economía de muchos países y en el colapso total del sistema de derecho internacional.

El tribunal arbitral del Ciadi ha reconocido un crédito en favor de la República por el monto ya pagado por Pdvsa de 907 millones de dólares en 2012 para el Proyecto Cerro Negro, que deberá descontarse, además de los intereses, del monto del laudo, quedando así reducido sustancialmente el monto restante a pagar. La suma pagada por Pdvsa debería haber puesto fin a la disputa relativa a la compensación por el Proyecto Cerro Negro, sin embargo el monto global determinado por el tribunal arbitral del Ciadi para el conjunto de los proyectos de Exxon Mobil en el país se encuentra dentro del rango razonable considerado por la República en 2007, cuando el gobierno revolucionario hizo sus mejores esfuerzos para llegar a un acuerdo amigable, rechazado por Exxon Mobil en esa oportunidad.

El comunicado oficial del Gobierno explica que “la decisión del tribunal arbitral deja claro que este litigio de siete años de duración, de proporciones gigantescas y maniobras escandalosas de Exxon Mobil no sirvió a propósito legítimo alguno. El retiro de Venezuela del Ciadi en 2012, como reacción a elementos del sistema de arbitraje de inversión, en forma alguna disminuyó el criterio de reconocer el principio de compensación justa por la nacionalización, pero lo que la República no ha aceptado ni nunca aceptará es doblegarse frente a reclamos exorbitantes. El éxito final en este litigio se debe a la firme determinación de la República de ser fiel a ese principio fundamental”.

El comunicado finaliza: “una vez más la República Bolivariana de Venezuela, su gobierno, instituciones y trabajadores le salen al paso y logramos derrotar las agresiones de los poderosos intereses transnacionales, y a sus agentes nacionales que de manera vergonzosa los apoyan en el país. Reiteramos que Venezuela se respeta, estamos decididos a defender nuestra independencia y soberanía en cualquier escenario. Viva el Comandante Chavez!!!”.
 
 

Banda paramilitar colombiana planificó el asesinato del diputado Robert Serra



Dos semanas del asesinato están despejados quienes son los autores materiales. Tenemos información de cómo se preparó el asesinato e incluso cuál era la coartada o móvil que iban a utilizar”, informó el presidente Nicolás Maduro el pasado miércoles 15 de octubre, en referencia al crimen que el 1 de octubre acabó con la vida del diputado revolucionario Robert Serra y su compañera María Herrera, ambos acuchillados en su vivienda ubicada en La Pastora.

Una banda paramilitar colombiana dirigida por Padilla Leive planificó el crimen contra el diputado Robert Serra, afirmó Maduro, quien explicó que se pretendió imponer el falso móvil del robo en torno al crimen.

En rueda de prensa desde el salón Sol del Perú en el Palacio de Miraflores, en Caracas, el jefe de Estado indicó que Padilla Leive, mejor conocido como “El Colombia”, planificó el asesinato durante tres meses. “Estamos por identificarlo desde el punto de vista legal, pero tenemos precisado dónde se mueve, dónde se ha movido”, agregó.

Maduro explicó que Padilla Leive fue contratado “y fue él quien dirigió todas las operaciones, planificó el crimen y ejecutó la matanza. Tenía todos los detalles de qué hacía Robert, para dónde iba, cómo se movía”.

En la rueda de prensa, transmitida por Venezolana de Televisión, el Presidente presentó un vídeo, captado por un sistema de cámaras en las afueras de la casa de Serra, en el que se ve la entrada de seis sujetos a la vivienda del diputado, mientras otros dos permanecían en carros particulares a la espera.

Maduro precisó que el jefe de escoltas de Serra, Torres Camacho, conocido como “El Poli”, fue comprado para ayudar a cometer el crimen. “Torres Camacho preparó el asesinato directamente con ‘El Colombia’. Luego entran (a la casa de Serra) ‘El M’, ‘El Tin-Tin’, ‘El Oreja’ y ‘El Salina Quevedo’. (...) Hay dos que quedan en dos vehículos. Están identificados los dos choferes de los vehículos”, detalló el mandatario.

El vídeo, que inicia a las 21:30 (9:30 de la noche), muestra a Torres Camacho y a “El Colombia”, entrando a la residencia del parlamentario, ubicada en La Pastora, realizando una exploración en la planta de arriba, donde se encontraba Robert Serra. De allí salen a las 21:36 (9:36 de la noche).

“Es un crimen cometido en seis minutos. Entran a matar. Someten (primero) a María Herrera, compañera de lucha de Robert, en la planta baja porque la encuentran en el pasillo, le imponen un tiro para someterla e inmediatamente proceden a matarla. Suben, someten a Robert en la parte de arriba, de la misma forma, y proceden a matarlo de manera directa”, explicó.

“Torres Camacho declaró que estuvieron la semana anterior haciendo ensayos y chequeos del lugar del crimen. Ya sabían que lo iban a asesinar en su casa, no era en una actividad en la calle, no. Fue planificado”, agregó.

De los seis autores materiales que entraron a la casa de Serra para cometer el crimen, dos están detenidos “convictos y confesos que participaron en la planificación y matanza: el resto están siendo buscados”, informó Maduro.

“Ya sabemos la verdadera identidad de todos. Lo mejor sería que se entregaran a las autoridades y se sometan a la justicia”, instó.

Anunció que el gobierno nacional impulsará acciones para lograr la captura de los autores intelectuales del asesinato del diputado Robert Serra dentro y fuera de Venezuela, y que solicitará a la Interpol una orden de captura internacional de estas personas.

“Tengan la absoluta seguridad de que llegaremos a los autores intelectuales fuera y dentro del país. A ustedes vamos a llegar, tenga la seguridad”, dijo.

“Un crimen que ha marcado y ha conmovido a la sociedad venezolana, ha tratado de ser manipulado por mil formas, yo lo dije, para desfigurar las investigaciones, imponer por vías nacionales versiones que ya estaban preparadas y formaban parte del crimen, y para tratar de asesinar moralmente como ya lo han hecho con otros compañeros, como hicieron con Danilo Ánderson luego de asesinarlo físicamente”, señaló el Presidente.

“Quiero agradecer el apoyo de los gobiernos, presidentes, movimientos políticos y líderes de toda América Latina, del Caribe, y de otros lugares del mundo”.

“Al gobierno de los Estados Unidos le voy a aportar pruebas y elementos de los grupos terroristas de Miami y su vinculación con los grupos que han operado en Venezuela”, anunció.

 
 (Epígrafe: Diputado Robert Serra en un puesto Mercal. Foto: AVN)